¿Correcto o incorrecto? 6 palabras curiosas aceptadas por la RAE

Escrito por Marta Barrero – MARA VEGA COMUNICACIÓN – para ABC Translink.

Existen muchas palabras curiosas aceptadas por la RAE, términos que a los que nos gusta leer, traducir o corregir textos nos resultan bastante sorprendentes. Palabras que incluyen haches o uves donde supuestamente sobrarían, presuntos vulgarismos que no lo son tanto, términos en desuso que hacen dudar incluso a los mejores correctores de estilo de nuestro país… Hoy en nuestro blog encontramos seis de las palabras más curiosas aceptadas por la RAE, a ver qué te parece nuestra selección.

correcto RAE

 

¿Correcto o incorrecto?: uebos

¿Le falta una hache y le sobra una uve a ese rico producto llamado huevo? Pues no. Según el DRAE, el término uebos existe aunque en desuso y significa literalmente “Necesidad, cosa necesaria. Uebos me es. Uebos nos es. Uebos de lidiar.”

 

¿Correcto o incorrecto?: azur

El mar luce un profundo color azur. ¿Te suena bien esta frase? Si has estudiado historia del arte quizá sí porque se trata de un adjetivo perfectamente correcto que la RAE define como “Color heráldico que en pintura se representa con el azul oscuro y en el grabado por medio de líneas horizontales muy espesas”.

 

¿Correcto o incorrecto?: bacante

Leer la palabra vacante es difícil hoy en día, pero todavía es más complicado encontrar el término bacante, una palabra que es correcta y que no ha cambiado una v por una b. Según el DRAE, bacante con b significa dos cosas:

  1. Mujer que participaba en las fiestas bacanales.
  2. Mujer proclive a participar en orgías.

 

¿Correcto o incorrecto?: amover

Amover existe y no le sobra una letra a delante de mover. Según la RAE se trata de un verbo que puede ser sinónimo de remover y significa “Deponer de un empleo o destino”. Es curioso lo mucho que se parece al anglicismo remover, ¿a que sí?

 

¿Correcto o incorrecto?: mui

Una de las palabras correctas más asombrosas de nuestra lista es mui, pero con una acepción muy diferente a la que estás pensando. Mui con i latina significa “lengua o boca”. De ahí viene la antigua expresión coloquial “achantar la mui” (traducción: callar la boca).

 

¿Correcto o incorrecto?: almóndiga

Terminamos nuestra lista de palabras correctas aceptadas con la RAE con una de las que más juego han dado este año en las redes sociales: almóndiga.

Nuestras madres y abuelas hacían deliciosas almóndigas para comer y, sí, este término existe y comparte significado con el término más culto albóndiga: “Cada una de las bolas que se hacen de carne o pescado picadomenudamente y trabado con ralladuras de pan, huevos batidos y especias, y quese comen guisadas o fritas.

 

Uevos, azur, bacante, amover, mui y almóndiga son seis palabras curiosas aceptadas por la RAE. ¿Las conocías? ¿Quieres añadir alguna más? Anímate y deja un comentario, nos encantaría que nos sorprendieras.

3 buenas razones por las que traducir tu blog

Escrito por Marta Barrero – MARA VEGA COMUNICACIÓN – para ABC Translink.

Si estás valorando la opción de traducir tu blog, el artículo de hoy está escrito expresamente para ti. ¿Por qué? Porque te damos tres razones sensatas, racionales y reales para traducir tu blog, tu página web o tu tienda virtual. Si tienes toda la información podrás decidir mejor, así que ¡adelante! Sigue leyendo…

traducir tu blog

Razón 1 para traducir tu blog: llegar a más lectores

Como sabes, el español es uno de los idiomas más hablados del mundo, pero todavía hay muchos lectores que no dominan esta maravillosa lengua nuestra. Si quieres llegar a esos lectores internacionales que hablan inglés, alemán, japonés o árabe tienes que hacer traducir tu blog a esos idiomas.

Un consejo: no caigas en la tentación de utilizar los manidos traductores automáticos. Por el momento no tienen la calidad suficiente que estás buscando y, además, las tarifas actuales de traducción de blogs son tan económicas que no merece la pena arriesgarse a perder lectores. ¿Quieres calcular ahora cuánto te costaría traducir tu entorno web?  Pulsa aquí y prueba nuestra calculadora de tarifas de traducción.

 

Razón 2 para traducir tu blog: vender más

La mayoría de las empresas incorporan un blog en su página web por una razón muy simple: ofrecer a sus clientes una serie de contenidos complementarios de calidad que incluyan referencias publicitarias a sus productos o servicios.

Desde ese punto de vista, entendemos un blog como un soporte publicitario más, un canal de comunicación que, si lo haces traducir, multiplica por cien su capacidad de venta.

 

Razón 3 para traducir tu blog: captar publicidad

Casi nadie escribe por amor al arte, ni siquiera los blogueros. Así, los blogs se han convertido en un soporte publicitario excelente donde las grandes empresas internacionales colocan sus anuncios de captación de nuevos clientes, unas empresas que valorarán más y mejor a tu blog si está redactado en otros idiomas de gran alcance como, por ejemplo, el chino mandarín o el inglés.

Así, la tercera razón para traducir tu blog es, simplemente, ayudarte a financiarlo atrayendo a los anunciantes de otros países que deseen utilizar tu entorno web para difundir su actividad comercial.

 

Llegar a más lectores, vender más y mejor tus productos o servicios y ayudarte a financiar la publicación de tu blog son tres razones estupendas para encargar ahora una traducción profesional de tu entorno web. ¿Quieres añadir alguna razón más? ¡Escribe un comentario!

Recursos para traductores: los diccionarios contextuales

Escrito por Marta Barrero – MARA VEGA COMUNICACIÓN – para ABC Translink.

Hoy vamos a hablar de uno de los recursos para traductores quizá menos conocidos por el gran público: los diccionarios contextuales. ¿Quieres saber qué tienen de especial estos diccionarios y por qué son tan útiles para una agencia de traducción de alta calidad como es ABC Translink? Entonces, ya sabes: sigue leyendo.

diccionarios contextuales

Diccionarios contextuales: ¿qué son?

Los diccionarios contextuales son unos valiosos recursos lexicográficos que nos sirven para encontrar el significado de una palabra dentro de un contexto determinado, dentro de un entorno lingüístico que puede hacer variar el significado de una palabra o de una expresión.

Este tipo de diccionarios son especialmente útiles para los traductores de prensa internacional y para los profesionales especializados en la traducción literaria y audiovisual ya que les ayudan a contextualizar mejor el mensaje que están traduciendo y a adecuarlo a la realidad lingüística del futuro lector.

Hoy en día los mejores diccionarios contextuales se encuentran en la red de redes, Internet, pero atención: no todos tienen la calidad que necesita un traductor o un intérprete profesional.

Para encontrar el diccionario contextual que mejor se adecue a tu formación, experiencia como traductor o necesidades concretas de un proyecto, lo mejor es preguntar a los profesionales que ya utilizan este tipo de recursos. Y eso es, precisamente, lo que hemos hecho para preparar este artículo sobre diccionarios contextuales: preguntar a los traductores e intérpretes de ABC Translink. Esta es la selección que el equipo ha elegido por mayoría: Linguee, Reverso Diccionario, Word Reference y Reverso Context. Vamos a ver una pequeña descripción de cada uno de ellos.

Linguee 

Linguee es un auténtico clásico entre los diccionarios contextuales multilingües, en línea y gratuitos. Esta valiosa herramienta es utilizada a diario por traductores e intérpretes, pero también por periodistas, profesores, estudiantes de idiomas

Es difícil encontrar un portal que nos ofrezca la misma calidad, rigor y exactitud lingüística de Linguee, pero claro, Internet es un pozo de información tan ancho y profundo que siempre encontraremos alguna alternativa más a este primer diccionario contextual de referencia en el sector.

 

Reverso Diccionario 

Reverso Diccionario es una alternativa más sencilla a Linguee, un diccionario contextual más modesto, pero que es perfecto para los nuevos traductores o para los estudiantes que buscan un diccionario rápido, sencillo y que se puede consultar con un simple clic de su teléfono móvil.

 

Word Reference 

Si tienes que preparar una traducción en un idioma no generalista, Word Reference puede ser tu herramienta de trabajo preferida. Este útil diccionario contextual te permite trabajar en varios idiomas quizá menos utilizados, pero tan importantes como el inglés, el francés o el alemán: árabe, polaco, chino mandarín, japonés…

 

Reverso Context 

Si alguna vez desapareciera Linguee, Reverso Context sería la primera elección de los profesionales de ABC Translink. Se trata de un diccionario contextual muy parecido en apariencia a Linguee que incluye, además, múltiples referencias de términos y expresiones lingüísticas en diferentes jergas o argots.

 

¿Quieres añadir algún diccionario contextual más? Hazlo, ya sabes que en ABC Translink nos encanta leer tus comentarios.

Preguntas y respuestas sobre los pleonasmos

Escrito por Marta Barrero – MARA VEGA COMUNICACIÓN – para ABC Translink.

Seguro que te suena la palabra pleonasmos, pero ¿sabrías definirla y utilizarla correctamente? Hoy el servicio de corrección de estilo de ABC Translink nos recuerda de forma sencilla qué son los pleonasmos y cómo podemos detectarlos para no incluirlos en los contenidos de nuestros blogs, páginas web, documentación corporativa, etc.

pleonasmospleonasmos

 

Pleonasmos = redundancias

Según el DRAE, el término pleonasmo tiene dos acepciones que copiamos literalmente:

  1. m. Ret. Empleo en la oración de uno o más vocablos, innecesarios para que tenga sentido completo, pero con los cuales se añade expresividad a lo dicho (…).
  2. m. Demasía o redundancia viciosa de palabras.

Es decir, según su acepción, los pleonasmos serían:

  • Redundancias
  • Recursos lingüísticos para añadir expresividad a una oración.

Pero si leemos a los especialistas en el tema, también vemos que algunos etiquetan a los pleonasmos de forma negativa, como vicios del lenguaje que denotan una pobreza lingüística por parte del hablante. ¿A ti qué te parece?

 

Ejemplos típicos de pleonasmos

Si piensas un poco, seguro que recuerdas mil y un pleonasmos que todos utilizamos de forma inconsciente en el lenguaje coloquial, por ejemplo:

  • ¡Sube arriba inmediatamente!
  • Entra para adentro y hablamos.
  • ¿Queréis que os lo vuelva a repetir?
  • ¡Calla la boca ya!
  • Tenemos hielo frío.

Casi nadie se salva de salpicar las conversaciones con distintos pleonasmos y, en principio, no pasa nada, pero  ¿cuál es el problema? Que los pleonasmos se han colado en el vocabulario que emplean los medios de comunicación, han conquistado el lenguaje periodístico cambiando el rigor informativo por el sensacionalismo.

Radio, televisión, prensa convencional y prensa digital usan y abusan de los pleonasmos consiguiendo poco a poco que calen en el inconsciente lingüístico del hablante y, por qué no decirlo, lo enturbien y empobrezcan.

Algunos ejemplos de pleonasmos son muy sencillos de detectar, otros no tanto. Mira y descubre dónde está el pleonasmo en cada una de las siguientes frases:

  • Pepito Pérez falleció ayer a los 77 años de edad.
  • La autopsia confirma la muerte al 100 % del torero Manolete.
  • Hoy lunes 20 de noviembre del presente año se inaugurará la exposición Pleonasmos en el Aire.
  • Manolita Chen fue un nexo de unión para todos sus compañeros.
  • El cohete voló por los aires en apenas dos segundos.
  • La ladrona robó un coche y retrocedió hacia atrás dos calles.
  • El testigo afirma que vio con sus propios ojos el asesinato.
  • Su padre fue un ejemplo a seguir por toda la familia.
  • El político Facundo Pérez dio el falso pretexto de que no estaba en la reunión.
  • Mañana se practicará la autopsia al cadáver del fallecido ayer en la explosión.
  • Al acusado le tomaron las huellas dactilares de los dedos de la mano.

 

¿Has encontrado todos los pleonasmos que hemos anotado? ¡Escribe un comentario

Palabras en peligro de extinción: los oficios

Escrito por Marta Barrero – MARA VEGA COMUNICACIÓN – para ABC Translink.

A los seguidores de las redes sociales de ABC Translink les han encantado las dos primeras entregas de nuestra serie Palabras en peligro de extinción, tanto la dedicada a la vuelta al cole como la que hablaba de los términos viejunos de ocio que todavía resuenan en la memoria de algunos. Así que adelante con la tercera entrega, hoy dedicada a algunos entrañables oficios que solo recordamos a través de los museos y de antiguos reportajes de radio y televisión. Hoy en Palabras en peligro de extinción hacemos un pequeño homenaje a los curiosos oficios de nuestros antepasados. A ver cuántos términos conoces…

palabras en peligro de extinción

Espartero

Según el DRAE, el término espartero o espartera – que también las había- significa “Persona que fabrica obras de esparto o que las vende.” Para quien no lo sepa, el esparto es una planta con hojas enormes que se utilizaban antiguamente para elaborar esterillas, cuerdas y tripe, un tejido con una textura similar a la del terciopelo muy usada en la casi extinta industria de la elaboración de alfombras artesanales.

Guarnicionero

A nuestros oídos del siglo XXI, la palabra guarnicionero nos recuerda a la elaboración de guarniciones de pasta, verdura o patatas para acompañar platos de carne y pescado, ¿verdad? Pues estamos completamente equivocados. El antiguo y extinto guarnicionero se dedicaba a fabricar diferentes objetos de cuero como bolsas, maletas, cinturones, correas, etc. Y si nos vamos todavía más atrás en el tiempo, veremos cómo los primeros guarnicioneros no elaboraban objetos tan cotidianos hoy en día, sino enseres tan importantes para la economía de entonces como las guarniciones o correas, estribos y demás parafernalia que se utilizaba para cargar y tirar de los caballos, los bueyes o las mulas.

Pipera

A lo largo de la historia, la mujer ha tenido que desarrollar diferentes trabajos para sostener  la economía familiar, pero en un mundo liderado por varones, muchos oficios quedaban vetados a las féminas. No es el caso de las zurcidoras, las costureras, las nodrizas o, el curioso oficio que hoy rescatamos en el blog de ABC Translink: las piperas.

Las piperas eran mujeres que cargadas con un  gran cesto lleno de pipas, caramelos, regaliz… recorrían calles y parques para vender su mercancía a los niños, las sirvientas y las parejas de enamorados que pasaban la tarde gastando mucha suela y poco parné (dinero).

Sereno

Seguro que recuerdas ver alguna película en blanco y negro donde una pareja daba palmas en la calle para que un señor cargado de llaves les abriera su portal. ¿Verdad? El sereno era una mezcla de cerrajero, guardia de seguridad vecinal y encendedor de farolas y no desapareció de nuestras calles hasta la llegada de los porteros automáticos.
Una curiosidad: en los años 80 del siglo pasado algunas ciudades como Murcia o Gijón intentaron resucitar el oficio de sereno para vigilar ciertas calles del centro, pero esta iniciativa no cuajó quizás por la dureza de una profesión tan dura como poco reconocida social y económicamente.

Pregonero

El pregonero es otra de esas antiguas profesiones que recordamos a través de las películas y las series de televisión de los años 60 y 70. Este oficio era imprescindible para conocer las noticias, sucesos y novedades en los pueblos de entonces, una tarea que ahora desempeña perfectamente cierta aplicación de mensajería instantánea de nombre extranjero que seguro que conoces y utilizas a diario.

 

 

Espartero, guarnicionero, pipera, sereno y pregonero son cinco de los muchos antiguos oficios que ya casi hemos olvidado. ¿Quieres añadir alguno más? ¡Hazlo! Ya sabes que en el blog de ABC Translink nos encanta leer tus comentarios.

Preguntas y respuestas sobre los exámenes oficiales de idiomas

Escrito por Marta Barrero – MARA VEGA COMUNICACIÓN – para ABC Translink.

Aunque no seas traductor o intérprete, necesitas saber más de un idioma para encontrar el trabajo que buscas. No lo decimos nosotros, sino las miles de ofertas de empleo que se publican a diario buscando periodistas bilingües o trilingües, informáticos que hablen chino, dependientes y administrativos con un alto dominio del chino o del danés… Para demostrar tu conocimiento de estos idiomas no es necesario que estudies traducción o interpretación, pero sí que superes un examen oficial que acredite que has adquirido una serie de conocimientos idiomáticos concretos. Hablamos de los exámenes oficiales de idiomas. ¿Qué son esos exámenes? ¿Quién puede impartirlos? Te lo contamos a continuación.

exámenes oficiales de idiomas


Exámenes oficiales de idiomas: ¿qué son?

Un examen oficial de idiomas es una prueba académica que demuestra que una persona ha alcanzado un cierto nivel de conocimiento de un idioma concreto: inglés, francés, alemán, italiano, español, etc. Superar ese examen con éxito te dará el derecho de recibir una titulación oficial emitida por un organismo acreditador, una entidad pública o una entidad privada con derecho a emitir este tipo de certificados.

En España la forma más tradicional de acceder a este tipo de exámenes es a través de las llamadas Escuelas Oficiales de Idiomas o EE.OO.II., unos centros formativos oficiales no universitarios y que dependen de las diferentes Consejerías de Educación de las Comunidades Autónomas.

¿Qué es el MCER?

MCER son las siglas de Marco Europeo de Referencia para las Lenguas. Se trata de un documento aprobado en el año 1991 por el Consejo Europeo para concretar exactamente las competencias lingüísticas y comunicativas que tiene que demostrar un estudiante para obtener un título oficial de idiomas.  Estas competencias se miden por niveles: A1, A2, B1, B2, C1 y C2.

En la biblioteca del Centro Virtual Cervantes encontrarás un completo documento sobre el MCER, su historia, las competencias idiomáticas que hay que adquirir para obtener un certificado oficial de idiomas, el papel de los  profesores y los alumnos en el proceso de aprendizaje, etc. Pulsa aquí para acceder a este interesante documento.

¿Qué idiomas se pueden acreditar oficialmente?

Es raro encontrar a una agencia de traducción que no sea multilingüe y lo mismo ocurre con el tema de los exámenes oficiales de idiomas: además de los típicos como el inglés o el francés, existen muchísimos idiomas de los que puedes examinarte para obtener una certificación oficial: euskera, catalán, chino mandarín, finés, ruso, sueco… En este artículo de Wikipedia podrás ver una tabla con las equivalencias de niveles y títulos de algunos de los idiomas que puedes estudiar y certificar mediante un examen oficial.

Exámenes oficiales de idiomas: ¿cuánto cuestan?

El coste de los exámenes oficiales de idiomas es muy variable ya que depende de muchos factores: tipo de formación (presencial, semi presencial o a distancia), idioma que desees estudiar, tipo de centro que elijas para presentarte al examen (público o privado), etc.

De todas formas, hoy en día existen numerosas ayudas y becas para estudiar idiomas y obtener el título oficial que acredite tus conocimientos idiomáticos. ¿Un excelente ejemplo?: el programa oficial “That´s English”, una iniciativa del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte que busca promover el aprendizaje del inglés a través de Internet con ofertas, descuentos o, incluso, coste cero para ciertos colectivos como personas con discapacidad, víctimas del terrorismo, etc.

 

¿Conocías estos datos sobre los exámenes oficiales de idiomas? ¡Escribe un comentario!

Recursos para traductores: los portales de empleo

Escrito por Marta Barrero – MARA VEGA COMUNICACIÓN – para ABC Translink.

Hoy vamos a centrar nuestra atención en otro tipo de recursos para traductores: los portales de empleo. Esos sitios web donde los traductores con o sin experiencia pueden encontrar clientes que necesitan de sus servicios como profesionales autónomos o empresas de traducción e interpretación que quieren ampliar sus equipos de trabajo.

 portales de empleo traductores

Infojobs Freelance 

El portal Infojobs Freelance es un portal que pone en contacto a los profesionales autónomos con las personas o las empresas que necesitan un trabajo puntual de traducción, de corrección de estilo, de maquetación, etc.
Este portal es de uso gratuito para los traductores autónomos y, además, publica a diario bastantes proyectos que puedes ver´, aunque no estés registrado. La cruz de la moneda es que muchos traductores postulan su candidatura a través de este portal ofreciendo precios demasiado bajos por sus servicios sin tener la formación ni la experiencia necesarios.


Geniuzz
 

Geniuzz es uno de los portales de empleo para traductores que más está creciendo en los últimos tiempos. Está dividido en dos grandes secciones: quiero vender y quiero comprar. En la primera, los profesionales autónomos publicitan un producto determinado con un precio cerrado. Por ejemplo: traducción básica de un texto por 0,045 € por palabra. La segunda opción – quiero comprar – está dedicada a las empresas que necesitan contar con un profesional de la traducción para realizar un proyecto concreto.

Su apariencia visual es muy atractiva, es sencillo de utilizar y actualiza periódicamente sus proyectos. Como puntos negativos más importantes señalaríamos las bajas tarifas asociadas a la baja experiencia que algunos profesionales colocan en sus anuncios.

 

Proz 

Proz es uno de los portales de empleo para traductores más antiguos que existen y, también, uno de los que muestran proyectos más serios y complejos. Su apariencia visual es muy sencilla y postular por una traducción es bastante sencillo. Como desventajas principales podríamos señalar, quizá, la inversión de tiempo que vas a tener que hacer para intentar destacar entre los cientos de traductores que utilizan a diario este interesante recurso web.

 

Traductores autónomos 

Traductores autónomos no es un portal de empleo al uso sino más bien un directorio donde podrás publicitar tu perfil profesional y destacar tus cualidades más importantes: conocimiento de varios idiomas, especialización en alguna disciplina concreta de la traducción, rapidez en la ejecución de los proyectos, etc.

La desventaja principal de este portal es que está llenísimo de profesionales traductores con una amplia experiencia vital, algo que puede jugar en tu contra si acabas de empezar tu carrera profesional en este fascinante, pero difícil mundillo de la traducción y la interpretación.

 

¿Quieres sugerir algún otro portal de empleo para traductores? ¡Escribe un comentario!

La traducción especializada, cada día más necesaria

Escrito por Marta Barrero – MARA VEGA COMUNICACIÓN – para ABC Translink.

La traducción especializada es cada día más importante para los habitantes de un mundo globalizado, interconectado, competitivo y lleno de millones de profesionales especializados en medicina, economía, finanzas, derecho, periodismo, literatura

Saber cómo traducir el argot profesional de todas estas personas y, lo más importante, ajustar el mensaje a su consumidor final es importante y existen unos profesionales invisibles que se ocupan de hacerlo: los traductores especializados. ¿Quieres saber más sobre ellos y su oficio? Entonces ya sabes, sigue leyendo.

traducción especializada

Qué entendemos por traducción especializada

El apellido especializada nos da la clave para extraer las características básicas de este tipo de traducción:

Una traducción dirigida a un público determinado que habla un mismo argot o jerga profesional, que lee y comprende el lenguaje especializado de una materia concreta.

Una traducción con un objetivo eminentemente práctico, en el que la literalidad de los términos adquiere una importancia mayor que en la traducción general precisamente para respetar la idiosincrasia del vocabulario específico de una actividad profesional concreta: literatura, ciencia, matemáticas…

Una traducción que solo puede ser realizada por un profesional con conocimientos teóricos y prácticos de la temática objeto de la traducción. Así, una traducción especializada de un artículo de física cuántica precisaría de un traductor que dominara a nivel nativo el argot propio de esta disciplina en los dos idiomas involucrados en el proceso de traducción.

 

Tipos de traducción especializada

Fontanería, electricidad, química, biología, medicina, veterinaria, informática… Realmente, cada profesión que tuviera y manejara un argot concreto y diferente del resto necesitaría de la presencia de un traductor especializado que se ocupara de trasladar eficazmente su vocabulario y expresiones de un idioma a otro.

De todas formas, las traducciones especializadas más comunes y demandadas hoy por hoy serían las siguientes:

 

¿Conocías estos detalles sobre la traducción especializada? ¡Escribe un comentario!

Palabras en peligro de extinción: el ocio

Escrito por Marta Barrero – MARA VEGA COMUNICACIÓN – para ABC Translink.

El mes pasado, en el blog dedicado a la traducción y la interpretación de ABC Translink inaugurábamos una serie de artículos llamada “palabras en peligro de extinción”, un recuerdo desde el cariño de aquellas palabras en castellano que, poco a poco, se van borrando de nuestro vocabulario cotidiano y de nuestras vidas para dejar espacio a esos nuevos términos que van incorporándose a una lengua tan bella y viva como es el castellano.

El primer artículo de nuestra colección lo dedicábamos a la vuelta al cole, a la vuelta a la rutina diaria, así que en el segundo vamos a hacer todo lo contrario: vamos a hablar de aquellas palabras que utilizábamos durante el fin de semana, las vacaciones, los puentes…  Hoy en nuestro blog recordamos las palabras en peligro de extinción que antes llenaban nuestro tiempo de ocio. ¿Nos acompañas en este viaje al pasado?

palabras en peligro de extinción

Alternar

Antes, los matrimonios de bien salían a alternar casi todos los fines de semana. ¿Te choca esta frase? Seguramente sí, porque el verbo alternar ha ido adquiriendo connotaciones negativas con el paso de los años por influencia de los llamados bares de alterne. Pero en los años 50 y 60 alternar era un verbo tan utilizado como casto y significaba literalmente “hacer vida social”.

Farándula

Es casi inevitable acudir a una reunión de antiguos actores y actrices de teatro y no escuchar la preciosa palabra farándula. Este antiguo término en castellano suele verse acompañado con otros términos de su misma generación como, por ejemplo, cómicos, feriantes… ¿Su significado literal según la RAE?: “Profesión de quienes se dedican al mundo del espectáculo, especialmente del teatro”.

 

Ambigú

¿Recuerdas la palabra ambigú? Todavía aparece rotulada en el interior de algunos cines y teatros antiguos… Según el DRAE, la palabra ambigú es sinónimo de bufé y tenemos que consultar la tercera acepción del término para saber por qué los aficionados al cine o al teatro frecuentaban el ambigú en el intermedio de la sesión: “En estaciones de ferrocarriles y otros sitioslocal para tomar refacción ligera.

 

Basca

En los años 70 y 80, juntar a toda la basca era sinónimo de diversión y ahora el corrector automático de textos convierte la letra b de esta palabra en una errónea uve, esto no ocurre con los correctores humanos, claro.

Basca – según el DRAE– es una pandilla o un grupo de amigos, aunque también tiene otros significados que nos deberían hacer reflexionar como, por ejemplo, “agitación nerviosa que siente el animal rabioso” o “ansia, desazón o inquietud que se siente en el estómago antes de vomitar”. Qué curiosos son los idiomas, ¿verdad?

 

 

Alternar, farándula, ambigú o basca son cuatro de los muchos ejemplos que todavía recuerdan los correctores de estilo de ABC Translink, algunos periodistas amantes de las letras o unos pocos nostálgicos del lenguaje que no quieren perder ni una sola de las preciosas palabras que han formado y forman parte de su historia personal. ¿Eres una de esas personas? ¡Escribe un comentario!

 

Los 4 errores más típicos en italiano

Escrito por Marta Barrero – MARAVEGA COMUNICACIÓN – para ABC Translink.

Conocer los errores más típicos en italiano, en inglés o en francés es muy útil para los traductores, los intérpretes, los correctores de estilo, los profesores de idiomas y sus alumnos… Y es que aprender de los errores propios y ajenos es una de las formas más eficaces de seguir mejorando día tras día así que, manos a la obra, vamos a descubrir esos errores típicos que solemos cometer al escribir en uno de los idiomas más bellos del mundo: el italiano.

errores en italiano

Error 1: vivir en…

Si en italiano quisieras escribir Vivo en Venezia tendrías que escribir Vivo a Venezia. En cambio, si escribieras Vivo en España, tendrías que utilizar la preposición in, es decir: Vivo in España. La razón es una regla gramatical del italiano que dice que tenemos que utilizar la preposición atraducida como en– cuando anteceda al nombre de una ciudad, pero que tenemos que utilizar la preposición inen– cuando la coloquemos antes del nombre de un país.

¿Lioso? Tal vez un poco y precisamente por eso es uno de los errores más comunes que cometen los estudiantes y los traductores novatos de italiano.


Error 2: a y ha

Como solemos decir en España, la h es muda, pero no invisible. Esta afirmación no entiende de fronteras y también se aplica al idioma de uno de nuestros vecinos europeos: el italiano.

En este caso la confusión se produce entre la preposición a  – traducida como en- y el singular en tercera persona del utilizado verbo avere  o tener. ¿En qué consiste este error? En utilizar a sin hache en lugar de ha con hache.

Un ejemplo para que lo veas mejor: ¿Cómo escribirías en italiano la frase en castellano Mi perro tiene el pelo negro?

OPCIÓN A: Il mio cane ha i capelli neri

OPCIÓN B: Il mio cane a i capelli neri.

Si has optado por la alternativa A, has evitado el segundo error más frecuente al redactar en italiano.


Error 3: ¿masculino o femenino?

Traducir un idioma parecido al castellano como es el italiano tiene muchas ventajas como, por ejemplo, que existen muchas palabras iguales o tan parecidas que nos resulta sencillísimo recordarlas: tremendo y tremendo, banca y banco, flor y fiore, serpente y serpiente…

Pero esa ventaja se puede convertir en una gran desventaja cuando intentamos colocar el artículo correcto masculino o femenino, el o la en castellano que serían il o la en italiano.

Así, el banco en castellano sería la banca en italiano, la serpiente en castellano sería il serpente en italiano, la flor en castellano pasaría a ser il fiore en italiano, etc.


Error 4: palabras iguales con significado diferente

Una de las desventajas más importantes de traducir un idioma con raíces comunes a nuestra lengua materna es que aparezcan términos que se escriban igual, pero que tengan un significado diferente. En italiano encontramos varias palabras de este tipo que crean confusiones. Dos ejemplos:

Burro. En castellano la palabra burro hace referencia al animal y, también, se utiliza como un insulto para denominar a alguien no demasiado inteligente (craso error porque los pollinos son sumamente listos). En italiano el término burro hace referencia a ese alimento básico llamado mantequilla; nada que ver ¿verdad?

Vaso. Según me cuentan los correctores de estilo de ABC Translink, uno de los términos que más suelen corregir en los textos traducidos del castellano al italiano es vaso. ¿La razón? Algunos aficionados traducen al castellano la palabra italiana vaso como vaso de beber agua en lugar de elegir el término correcto florero. El vaso de beber se traduciría en italiano como bicchiere; por ejemplo: bere un bicchiere d’acqua (bebe un vaso de agua).

 

¿Conocías estos cuatro errores en italiano? ¿Quieres aportar alguno más? ¡Escribe un comentario!