4 verbos en castellano difíciles de conjugar

Escrito por Marta Barrero – MARA VEGA COMUNICACIÓN – para ABC Translink.

Como bien sabes, existen varios verbos en castellano difíciles de conjugar y no hablamos de que resulten complicados para los estudiantes extranjeros, sino para los hispanohablantes que llevamos toda la vida practicando nuestro idioma.

De esta dificultad para conjugar correctamente los verbos en castellano son muy conscientes los correctores de estilo de ABC Translink, unos profesionales que dedican muchas horas a corregir este tipo de erratas. ¿Quieres saber cuáles son cuatro de los verbos más difíciles de conjugar según nuestros correctores y correctoras? ¡Sigue leyendo!

verbos castellano

Verbos en castellano difíciles de conjugar: adecuar

Según los correctores de estilo de nuestra agencia de traducción, uno de los verbos que más corrigen en las traducciones de inglés a castellano es adecuar. Según la RAE este verbo significa literalmente “adaptar algo a las necesidades o condiciones de una persona o de una cosa“,  y aunque la definición sea sencilla, su conjugación no lo es, sobre todo si necesitamos utilizar el modo imperativo:

¡Adecua tú esto! O ¡Adecúa tú esto!

Adecuemos nosotros primero y luego ya veremos.

¡Adecuad vosotros ese desastre!

 

Verbos en castellano difíciles de conjugar: desentumecer

Desentumecer o “hacer que un miembro entorpecido recupere la agilidad” según el DRAE es un verbo largo y, según los correctores de estilo de ABC Translink, uno de los más complicados de conjugar. Y para muestra, un botón: mira cómo se escribiría correctamente el pretérito imperfecto del verbo desentumecer.

Yo me desentumecía.                   

Tú te desentumecías.                   

Él se desentumecía. Ella se desentumecía.                         

Nosotros nos desentumecíamos. Nosotras nos desentumecíamos.                      

Vosotros os desentumecíais. Vosotras os desentumecíais.        

Ellos se desentumecían. Ellas se desentumecían.

 

Verbos en castellano difíciles de conjugar: sosegar

Yo sosiego, tú sosiegas, él sosiega, nosotros sosegamos, vosotros sosegáis, ellos sosiegan. La conjugación en presente del indicativo del verbo sosegar (tranquilizar, aplacar) es bastante sencilla, pero no lo es tanto la conjugación de otros modos verbales como, por ejemplo, el presente del subjuntivo. Fíjate sobre todo en la desaparición de la letra i cuando intentamos conjugar este verbo con los pronombres personales nosotros, nosotras y vosotros, vosotras:

Yo sosiegue.

Tú sosiegues.

Él sosiegue. Ella sosiegue.

Nosotros soseguemos. Nosotras soseguemos.

Vosotros soseguéis. Vosotras soseguéis.

Ellos sosieguen. Ellas sosieguen.

 

Verbos en castellano difíciles de conjugar: satisfacer

Satisfacer es uno de los verbos en castellano más difíciles de conjugar en presente simple según los correctores de estilo de ABC Translink: yo satisfago, tú satisfaces, él satisface, nosotros satisfacemos, vosotros satisfacéis, ellos satisfacen. Pero el tema se complica cuando intentamos conjugar el verbo satisfacer en pretérito perfecto simple:

Yo satisfice.       

Tú satisficiste.                  

Él satisfizo. Ella satisfizo.            

Nosotros satisficimos. Nosotras satisficimos    

Vosotros satisficisteis. Vosotras satisficisteis.

Ellos satisficieron. Ellas satisficieron.

 

Adecuar, desentumecer, sosegar y satisfacer son cuatro de los verbos en castellano más difíciles de conjugar, pero hay muchos más. ¿Quieres añadir a nuestra lista ese verbo que siempre te da problemas? ¡Escribe un comentario!

Palabras en peligro de extinción: los verbos olvidados 1ª parte

Escrito por Marta Barrero – MARA VEGA COMUNICACIÓN – para ABC Translink.

En el 2018 continuamos con nuestra serie de artículos dedicados a rememorar palabras en peligro de extinción recordando los verbos olvidados con el paso de los años. El problema es que hay tantos verbos preciosos que se han quedado obsoletos en el castellano actual que hemos tenido que dividir este fascinante tema en dos partes, esta es la primera. ¿Empezamos?

 verbos olvidados

Verbos olvidados: acedar

Si el verbo acedar te recuerda al término ácido estás en el buen camino para descubrir el significado de este verbo en peligro de extinción: permitir que un alimento se vuelva ácido o agrio o que una planta se ponga mustia por un exceso de humedad o de acidez del suelo.  ¿Un ejemplo?: con tanto calor se me acedó el caldo.

Verbos olvidados: aguachinar

Uno de los verbos preferidos por los correctores de textos ecológicos de ABC Translink es aguachinar, un verbo que significa literalmente enaguazar. ¿No comprendes ninguno de los dos términos? No te preocupes, existe otro sinónimo de aguachinar y de enaguazar que seguro que conoces bien: encharcar.

Verbos olvidados: adonecer

Hace muchos años no existía la ropa barata que podemos comprar hoy y que un jersey se adoneciera era una auténtica tragedia en los hogares menos pudientes. ¿No te sirve esta pista para deducir el significado del verbo olvidado adonecer? No hay problema, la RAE nos lo explica en su diccionario en línea: dar de sí.

Verbos olvidados: camandulear

Uno de los verbos olvidados más divertidos que hemos encontrado al preparar este artículo es camandulear. A pesar del posible parecido fonético, camandulear no significa gandulear, sino chismorrear, cotorrear… ¿A que es un término olvidado que deberíamos volver a poner de moda en las redes sociales?

Verbos olvidados: candonguear

Otro verbo estupendo que no debería haber caído en el olvido es candonguear. Según la RAE este verbo tan musical tiene dos posibles acepciones: hacer burlas o candongas a alguien y eludir esa obligación diaria que casi todos tenemos y que se llama trabajar.

Verbos olvidados: gibar

Según el DRAE el verbo gibar significa fastidiar, molestar y, también, otro verbo antiguo: corcovar. Se trata de un verbo en peligro de extinción bastante reciente porque yo recuerdo perfectamente que la frase ¡no te giba! era una de las más frecuentes entre los niños y niñas de los años 70 y 80. En fin, cómo pasa el tiempo cuando uno se divierte, ¿verdad?

 

Y hasta aquí nuestra primera recopilación de verbos olvidados y en peligro de extinción, ¿tú recuerdas alguno más? ¡Escribe un comentario! Y si quieres leer el resto de artículos de esta serie de palabras en peligro de extinción, aquí tienes sus enlaces directos:

La vuelta al cole.

El tiempo de ocio.

Los oficios.

Los insultos.

3 consejos para ser mejor intérprete

Escrito por Marta Barrero – MARA VEGA COMUNICACIÓN – para ABC Translink.

¿Cómo ser mejor intérprete en este 2018 que acabamos de estrenar? Ese es el tema tan sencillo, pero tan profundo que nos ocupa en el primer artículo del año del blog de ABC Translink: 3 consejos para ser mejor intérprete. ¿Empezamos?

ser mejor interprete

Cómo ser mejor intérprete: aprovechar la oferta de formación continua en línea

Uno de los fallos más habituales de los buenos propósitos es que sean tan difíciles y complejos que se conviertan en inalcanzables. Esto no sucederá con nuestro propósito de mejorar como profesionales del fascinante mundo de la interpretación si aprovechamos la amplia oferta de formación continua y en línea tanto de pago como gratuita.

En cuanto al coste de acceso a Internet, recuerda que en España disponemos de una amplia red de bibliotecas públicas donde podemos estudiar tranquilamente y en línea sin necesidad de tener que invertir más que nuestro talento y nuestro tiempo.

 

Cómo ser mejor intérprete: entrenar nuestra mente a diario

Una excelente forma de mejorar en nuestra faceta como intérpretes, traductores o correctores de estilo es entrenar nuestro ojo y nuestra mente a diario leyendo publicaciones escritas en otros idiomas, escuchando canciones en inglés, francés, árabe o chino, viendo informativos de televisión emitidos en diferentes países del mundo…

Entrenar nuestra mente a diario nos ayudará a mantener esa atención y agilidad tan necesaria para abordar con éxito cualquier tipo de interpretación: simultánea, consecutiva, chuchotage, etc.

 

Cómo ser mejor intérprete: probar diferentes herramientas

Por pereza o por costumbre, algunos intérpretes se resisten a incorporar nuevas herramientas en su trabajo diario. Nos referimos, por ejemplo, a utilizar nuevos diccionarios en línea, a descargar aplicaciones que nos ayudan a mejorar la productividad o a participar en redes sociales de profesionales del sector.

Probar diferentes herramientas que mejoren nuestras capacidades y nos mantengan en contacto con otras personas con las que compartimos profesión es una de las claves más importantes y divertidas para mejorar como intérpretes y como seres humanos que forman parte de una gran comunidad profesional.

En resumen: estudiar cursos de especialización en Internet, mantener entrenadas y en plena forma nuestras capacidades intelectuales o probar diferentes herramientas de productividad e intercambio de información son tres de las claves fundamentales para
mejorar como intérpretes, traductores, correctores de estilo, periodistas, médicos, profesores, técnicos…

 

¿Quieres añadir algún consejo más? ¡Hazlo! Ya sabes que en este blog nos encanta leer tus comentarios.

 

Hoy hablamos de… las Asociaciones de Traductores

Escrito por Marta Barrero – MARA VEGA COMUNICACIÓN – para ABC Translink.

Hoy dedicamos el último artículo del año a las Asociaciones de Traductores, unas entidades dedicadas a reunir a los miles y miles de profesionales que intentan seguir haciendo un trabajo de calidad en medio de un mundo invadido por las aplicaciones de traducción automática. A modo de ejemplo, hemos seleccionado sólo seis, pero hay muchas más. ¿Quieres añadir alguna? ¡Escribe un comentario!

Asociaciones de Traductores

Asociaciones de Traductores: AGPTI

AGPTI son las siglas de la Asociación Gallega de Profesionales de la Traducción y la Interpretación.  A través de esta entidad los traductores, correctores e intérpretes de lengua gallega pueden anunciar su perfil profesional, participar en encuentros, jornadas y talleres, etc.

Asociaciones de Traductores: APTIC

APTIC – Asociación Profesional de Traductores e Intérpretes de Cataluña- es una de las organizaciones más longevas y activas de nuestra selección. Destaca sobre todo por la calidad y variedad de sus cursos, talleres y jornadas sobre traducción y corrección de estilo en catalán, castellano, inglés, francés, etc.

Asociaciones de Traductores: ASETRAD

ASETRAD – Asociación Española de Traductores e Intérpretes es, quizá, la entidad más conocida entre traductores, intérpretes y correctores de estilo que trabajan desde España. En su página web encontrarás una interesante calculadora de tarifas llamada CalPro, una aplicación que te ayudará a ajustar mejor las tarifas que ofreces a tus clientes.


Asociaciones de Traductores: ATRAE

Si te dedicas a la traducción audiovisual, ATRAE es tu asociación. La Asociación de Traducción y Adaptación Audiovisual de España es una moderna entidad que aglutina a los profesionales del sector ofreciendo interesantes jornadas, talleres, premios…

Asociaciones de Traductores: EIZIE

EIZIE es el nombre que recibe la Asociación de Traductores, Correctores e Intérpretes de Lengua Vasca. En su página web aparece información sobre la asociación, los asociados y, también, una sección dedicada a difundir recursos propios tan interesantes como su propia revista especializada SENEZ.

Asociaciones de Traductores: GALA

Terminamos nuestra lista de las mejores asociaciones para traductores e intérpretes con una de las entidades menos conocidas a nivel local, pero completamente recomendable: GALA – Globalization and Localization Association-. Se trata de una asociación sin ánimo de lucro que intenta promover el uso de las diferentes tecnologías para mejorar los servicios de traducción tanto de los profesionales autónomos como de las agencias de traducción e interpretación.

 

 

AGPTI, ACTIC,  ASETRAD, ATRAE, EIZIE y GALA son seis interesantes asociaciones de traductores, intérpretes y correctores de estilo, pero hay muchas más. ¿Quieres recomendarnos alguna? ¡Hazlo!

 

Trucos para traductores: cómo sacar mayor partido a Google

Escrito por Marta Barrero – MARA VEGA COMUNICACIÓN – para ABC Translink.

Hoy vamos a hablar de esos trucos de Google para traductores, intérpretes, correctores de estilo, redactores, profesores, alumnos, etc., que nos ayudan a sacar más partido de este popular motor de búsqueda. ¿A que suena bien? Pues ya sabes, sigue leyendo y, si te apetece, comparte este artículo en Google Plus y en el resto de tus redes sociales.

trucos Google

Trucos para traductores Google: buscar en tu propio historial

En el trabajo de traducción de documentos o de corrección de estilo es bastante habitual que surjan a menudo los mismos temas y, también, las mismas dudas. ¿Cómo puedes volver a encontrar ese recurso web que ya usaste la semana pasada o hace un mes?: utilizando el atajo “www.google.com/history

Trucos para traductores Google: cuidado con las comillas

Un consejo de Google bastante interesante es acotar el término de búsqueda dentro de comillas de inicio y cierre, por ejemplo “Información sobre traducción jurada”. Este truco está bastante bien, pero recuerda que si lo utilizas estarás diciéndole al buscador que sólo te interesa esa frase en concreto y nada más. ¿Qué significa eso? Que si yo busco “Información sobre traducción jurada”, Google no me va a mostrar “Información sobre traducciones juradas” o “Información de traducción jurada”, pero sí me va a mostrar “Información sobre traducción jurada y no jurada“. Lo que busca es exactamente lo que está entre comillas. Lo que vaya antes o después es irrelevante para Google.

Trucos para traductores Google: busca como hablas

El principal error que cometen algunos profesionales a la hora de buscar entradas en Google es escribir largas frases de búsqueda o expresiones demasiado rebuscadas para intentar hallar ese recurso escondido en la red de redes Internet. Craso error. En los motores de búsqueda la sencillez a la hora de redactar es clave para localizar ese recurso idiomático que necesitas para traducir rápidamente un texto. Así, el penúltimo truco para sacar el mayor partido posible de Google es que escribas en un lenguaje coloquial.

Algo importante al respecto: Google dice que da igual que escribas con o sin faltas de ortografía. El consejo de los correctores de estilo de ABC Translink es muy diferente: cuando hagas búsquedas en Internet procura respetar las normas ortográficas, sintácticas y gramaticales del idioma que estés utilizando en ese momento. ¿Por qué? Porque así estarás practicando a diario ese idioma y evitarás cometer faltas de ortografía en otros momentos como, por ejemplo, en la redacción de tu currículo, de tus correos electrónicos profesionales, etc.

Trucos para traductores Google: buscar en una fuente concreta

Este truco nos lo han contado los profesionales de ABC Translink especializados en la traducción de prensa internacional: cómo encontrar datos en una fuente web concreta.

Imagina, por ejemplo, que quieres encontrar textos sobre la Navidad que hayan sido publicados en la página web de ABC Translink. El texto que deberías escribir en la caja de tu buscador sería: Navidad site:abctranslink.com/blog/

 ¡Pruébalo! Es un truco fantástico que te ahorrará muchísimo tiempo.

 

¿Quieres que te contemos más trucos para buscar y encontrar en Google? ¡Dínoslo!

 

Palabras en peligro de extinción: los insultos

Escrito por Marta Barrero – MARA VEGA COMUNICACIÓN – para ABC Translink.

En nuestra serie de palabras en peligro de extinción ya hemos hablado de la vuelta al cole, el tiempo de ocio y los oficios antiguos. Hoy nos toca recordar algunos términos divertidos que la gente de antes utilizaba para denostar, criticar o afear la conducta de sus compañeros, familiares, amigos y enemigos: los insultos. Sigue leyendo, te aseguro que te vas a divertir…

insultos antiguos

Zangolotino

Empezamos nuestra selección de insultos en desuso con uno de los favoritos del grupo de correctores de ABC Translink: zangolotino.

Según el DRAE, un zangolotino o zangolotina es una persona joven con un comportamiento excesivamente aniñado o infantil, pero seguro que tú también has conocido a más de un zangolotino que ya ha cumplido sus añitos… ¿A que sí?


Vagaroso

Algunas veces lo mejor de un insulto es que el insultado no se entere de lo que le estás llamando o, mejor todavía: que piense que lo halagas cuando realmente estás haciendo todo lo contrario. ¿Un ejemplo?: la rotunda y aparentemente positiva palabra vagaroso que no tiene nada que ver con el vigor o la energía sino con ser una persona vaga, perezosa, excesivamente pausada, etc.

 

Fantoche

Hay insultos antiguos que aunque ya no se utilicen siguen comprendiéndose perfectamente bien. Es el caso de fantoche, ese apelativo no cariñoso que dirigimos a las personas grotescas, presumidas o estrafalarias.

 

Meapilas

La palabra meapilas sigue plenamente vigente entre aquellos hombres y mujeres maduros que vivieron esas épocas marcadas por la religión obligatoria. ¿Su significado peyorativo?: santurrón o santurrona, exagerado o hipócrita en sus demostraciones caritativas, etc.

 

Gazmoño

La z y la ñ de la palabra gazmoño hacen algo difícil su pronunciación, pero es uno de los mejores insultos viejunos que hemos encontrado en el diccionario de la Real Academia de la Lengua. El DRAE resume perfectamente el significado de este maravilloso término: “Que afecta devoción, escrúpulos y virtudes que no tiene”.

 

Bultuntún

Si pensamos en el significado de la expresión hablar al buen tuntún, enseguida deduciremos el significado de este elegante insulto de tiempos antiguos: chismoso, cotilla, persona que habla sin ton ni son…

Es una pena que el DRAE no reconozca su existencia porque es un insulto que estaría muy de moda en los mensajes de texto vía móvil, las discusiones en las redes sociales, etc.
Por cierto, ¿cómo podríamos adaptar el término buntuntún a nuestra informatizada sociedad actual? Quizá inventándonos insultos nuevos como e-bultuntún, bultuntún digital, moviltuntún, bultuitertún…

¿Se te ocurre alguna adaptación más de este o de otros insultos viejunos? ¡Comparte tus ideas con el resto de lectores de nuestro blog!

 

¿Correcto o incorrecto? 6 palabras curiosas aceptadas por la RAE

Escrito por Marta Barrero – MARA VEGA COMUNICACIÓN – para ABC Translink.

Existen muchas palabras curiosas aceptadas por la RAE, términos que a los que nos gusta leer, traducir o corregir textos nos resultan bastante sorprendentes. Palabras que incluyen haches o uves donde supuestamente sobrarían, presuntos vulgarismos que no lo son tanto, términos en desuso que hacen dudar incluso a los mejores correctores de estilo de nuestro país… Hoy en nuestro blog encontramos seis de las palabras más curiosas aceptadas por la RAE, a ver qué te parece nuestra selección.

correcto RAE

 

¿Correcto o incorrecto?: uebos

¿Le falta una hache y le sobra una uve a ese rico producto llamado huevo? Pues no. Según el DRAE, el término uebos existe aunque en desuso y significa literalmente “Necesidad, cosa necesaria. Uebos me es. Uebos nos es. Uebos de lidiar.”

 

¿Correcto o incorrecto?: azur

El mar luce un profundo color azur. ¿Te suena bien esta frase? Si has estudiado historia del arte quizá sí porque se trata de un adjetivo perfectamente correcto que la RAE define como “Color heráldico que en pintura se representa con el azul oscuro y en el grabado por medio de líneas horizontales muy espesas”.

 

¿Correcto o incorrecto?: bacante

Leer la palabra vacante es difícil hoy en día, pero todavía es más complicado encontrar el término bacante, una palabra que es correcta y que no ha cambiado una v por una b. Según el DRAE, bacante con b significa dos cosas:

  1. Mujer que participaba en las fiestas bacanales.
  2. Mujer proclive a participar en orgías.

 

¿Correcto o incorrecto?: amover

Amover existe y no le sobra una letra a delante de mover. Según la RAE se trata de un verbo que puede ser sinónimo de remover y significa “Deponer de un empleo o destino”. Es curioso lo mucho que se parece al anglicismo remover, ¿a que sí?

 

¿Correcto o incorrecto?: mui

Una de las palabras correctas más asombrosas de nuestra lista es mui, pero con una acepción muy diferente a la que estás pensando. Mui con i latina significa “lengua o boca”. De ahí viene la antigua expresión coloquial “achantar la mui” (traducción: callar la boca).

 

¿Correcto o incorrecto?: almóndiga

Terminamos nuestra lista de palabras correctas aceptadas con la RAE con una de las que más juego han dado este año en las redes sociales: almóndiga.

Nuestras madres y abuelas hacían deliciosas almóndigas para comer y, sí, este término existe y comparte significado con el término más culto albóndiga: “Cada una de las bolas que se hacen de carne o pescado picadomenudamente y trabado con ralladuras de pan, huevos batidos y especias, y quese comen guisadas o fritas.

 

Uevos, azur, bacante, amover, mui y almóndiga son seis palabras curiosas aceptadas por la RAE. ¿Las conocías? ¿Quieres añadir alguna más? Anímate y deja un comentario, nos encantaría que nos sorprendieras.

3 buenas razones por las que traducir tu blog

Escrito por Marta Barrero – MARA VEGA COMUNICACIÓN – para ABC Translink.

Si estás valorando la opción de traducir tu blog, el artículo de hoy está escrito expresamente para ti. ¿Por qué? Porque te damos tres razones sensatas, racionales y reales para traducir tu blog, tu página web o tu tienda virtual. Si tienes toda la información podrás decidir mejor, así que ¡adelante! Sigue leyendo…

traducir tu blog

Razón 1 para traducir tu blog: llegar a más lectores

Como sabes, el español es uno de los idiomas más hablados del mundo, pero todavía hay muchos lectores que no dominan esta maravillosa lengua nuestra. Si quieres llegar a esos lectores internacionales que hablan inglés, alemán, japonés o árabe tienes que hacer traducir tu blog a esos idiomas.

Un consejo: no caigas en la tentación de utilizar los manidos traductores automáticos. Por el momento no tienen la calidad suficiente que estás buscando y, además, las tarifas actuales de traducción de blogs son tan económicas que no merece la pena arriesgarse a perder lectores. ¿Quieres calcular ahora cuánto te costaría traducir tu entorno web?  Pulsa aquí y prueba nuestra calculadora de tarifas de traducción.

 

Razón 2 para traducir tu blog: vender más

La mayoría de las empresas incorporan un blog en su página web por una razón muy simple: ofrecer a sus clientes una serie de contenidos complementarios de calidad que incluyan referencias publicitarias a sus productos o servicios.

Desde ese punto de vista, entendemos un blog como un soporte publicitario más, un canal de comunicación que, si lo haces traducir, multiplica por cien su capacidad de venta.

 

Razón 3 para traducir tu blog: captar publicidad

Casi nadie escribe por amor al arte, ni siquiera los blogueros. Así, los blogs se han convertido en un soporte publicitario excelente donde las grandes empresas internacionales colocan sus anuncios de captación de nuevos clientes, unas empresas que valorarán más y mejor a tu blog si está redactado en otros idiomas de gran alcance como, por ejemplo, el chino mandarín o el inglés.

Así, la tercera razón para traducir tu blog es, simplemente, ayudarte a financiarlo atrayendo a los anunciantes de otros países que deseen utilizar tu entorno web para difundir su actividad comercial.

 

Llegar a más lectores, vender más y mejor tus productos o servicios y ayudarte a financiar la publicación de tu blog son tres razones estupendas para encargar ahora una traducción profesional de tu entorno web. ¿Quieres añadir alguna razón más? ¡Escribe un comentario!

Recursos para traductores: los diccionarios contextuales

Escrito por Marta Barrero – MARA VEGA COMUNICACIÓN – para ABC Translink.

Hoy vamos a hablar de uno de los recursos para traductores quizá menos conocidos por el gran público: los diccionarios contextuales. ¿Quieres saber qué tienen de especial estos diccionarios y por qué son tan útiles para una agencia de traducción de alta calidad como es ABC Translink? Entonces, ya sabes: sigue leyendo.

diccionarios contextuales

Diccionarios contextuales: ¿qué son?

Los diccionarios contextuales son unos valiosos recursos lexicográficos que nos sirven para encontrar el significado de una palabra dentro de un contexto determinado, dentro de un entorno lingüístico que puede hacer variar el significado de una palabra o de una expresión.

Este tipo de diccionarios son especialmente útiles para los traductores de prensa internacional y para los profesionales especializados en la traducción literaria y audiovisual ya que les ayudan a contextualizar mejor el mensaje que están traduciendo y a adecuarlo a la realidad lingüística del futuro lector.

Hoy en día los mejores diccionarios contextuales se encuentran en la red de redes, Internet, pero atención: no todos tienen la calidad que necesita un traductor o un intérprete profesional.

Para encontrar el diccionario contextual que mejor se adecue a tu formación, experiencia como traductor o necesidades concretas de un proyecto, lo mejor es preguntar a los profesionales que ya utilizan este tipo de recursos. Y eso es, precisamente, lo que hemos hecho para preparar este artículo sobre diccionarios contextuales: preguntar a los traductores e intérpretes de ABC Translink. Esta es la selección que el equipo ha elegido por mayoría: Linguee, Reverso Diccionario, Word Reference y Reverso Context. Vamos a ver una pequeña descripción de cada uno de ellos.

Linguee 

Linguee es un auténtico clásico entre los diccionarios contextuales multilingües, en línea y gratuitos. Esta valiosa herramienta es utilizada a diario por traductores e intérpretes, pero también por periodistas, profesores, estudiantes de idiomas

Es difícil encontrar un portal que nos ofrezca la misma calidad, rigor y exactitud lingüística de Linguee, pero claro, Internet es un pozo de información tan ancho y profundo que siempre encontraremos alguna alternativa más a este primer diccionario contextual de referencia en el sector.

 

Reverso Diccionario 

Reverso Diccionario es una alternativa más sencilla a Linguee, un diccionario contextual más modesto, pero que es perfecto para los nuevos traductores o para los estudiantes que buscan un diccionario rápido, sencillo y que se puede consultar con un simple clic de su teléfono móvil.

 

Word Reference 

Si tienes que preparar una traducción en un idioma no generalista, Word Reference puede ser tu herramienta de trabajo preferida. Este útil diccionario contextual te permite trabajar en varios idiomas quizá menos utilizados, pero tan importantes como el inglés, el francés o el alemán: árabe, polaco, chino mandarín, japonés…

 

Reverso Context 

Si alguna vez desapareciera Linguee, Reverso Context sería la primera elección de los profesionales de ABC Translink. Se trata de un diccionario contextual muy parecido en apariencia a Linguee que incluye, además, múltiples referencias de términos y expresiones lingüísticas en diferentes jergas o argots.

 

¿Quieres añadir algún diccionario contextual más? Hazlo, ya sabes que en ABC Translink nos encanta leer tus comentarios.

Preguntas y respuestas sobre los pleonasmos

Escrito por Marta Barrero – MARA VEGA COMUNICACIÓN – para ABC Translink.

Seguro que te suena la palabra pleonasmos, pero ¿sabrías definirla y utilizarla correctamente? Hoy el servicio de corrección de estilo de ABC Translink nos recuerda de forma sencilla qué son los pleonasmos y cómo podemos detectarlos para no incluirlos en los contenidos de nuestros blogs, páginas web, documentación corporativa, etc.

pleonasmospleonasmos

 

Pleonasmos = redundancias

Según el DRAE, el término pleonasmo tiene dos acepciones que copiamos literalmente:

  1. m. Ret. Empleo en la oración de uno o más vocablos, innecesarios para que tenga sentido completo, pero con los cuales se añade expresividad a lo dicho (…).
  2. m. Demasía o redundancia viciosa de palabras.

Es decir, según su acepción, los pleonasmos serían:

  • Redundancias
  • Recursos lingüísticos para añadir expresividad a una oración.

Pero si leemos a los especialistas en el tema, también vemos que algunos etiquetan a los pleonasmos de forma negativa, como vicios del lenguaje que denotan una pobreza lingüística por parte del hablante. ¿A ti qué te parece?

 

Ejemplos típicos de pleonasmos

Si piensas un poco, seguro que recuerdas mil y un pleonasmos que todos utilizamos de forma inconsciente en el lenguaje coloquial, por ejemplo:

  • ¡Sube arriba inmediatamente!
  • Entra para adentro y hablamos.
  • ¿Queréis que os lo vuelva a repetir?
  • ¡Calla la boca ya!
  • Tenemos hielo frío.

Casi nadie se salva de salpicar las conversaciones con distintos pleonasmos y, en principio, no pasa nada, pero  ¿cuál es el problema? Que los pleonasmos se han colado en el vocabulario que emplean los medios de comunicación, han conquistado el lenguaje periodístico cambiando el rigor informativo por el sensacionalismo.

Radio, televisión, prensa convencional y prensa digital usan y abusan de los pleonasmos consiguiendo poco a poco que calen en el inconsciente lingüístico del hablante y, por qué no decirlo, lo enturbien y empobrezcan.

Algunos ejemplos de pleonasmos son muy sencillos de detectar, otros no tanto. Mira y descubre dónde está el pleonasmo en cada una de las siguientes frases:

  • Pepito Pérez falleció ayer a los 77 años de edad.
  • La autopsia confirma la muerte al 100 % del torero Manolete.
  • Hoy lunes 20 de noviembre del presente año se inaugurará la exposición Pleonasmos en el Aire.
  • Manolita Chen fue un nexo de unión para todos sus compañeros.
  • El cohete voló por los aires en apenas dos segundos.
  • La ladrona robó un coche y retrocedió hacia atrás dos calles.
  • El testigo afirma que vio con sus propios ojos el asesinato.
  • Su padre fue un ejemplo a seguir por toda la familia.
  • El político Facundo Pérez dio el falso pretexto de que no estaba en la reunión.
  • Mañana se practicará la autopsia al cadáver del fallecido ayer en la explosión.
  • Al acusado le tomaron las huellas dactilares de los dedos de la mano.

 

¿Has encontrado todos los pleonasmos que hemos anotado? ¡Escribe un comentario