3 dichos en castellano

Escrito por Marta Barrero – MARA VEGA COMUNICACIÓN – para ABC Translink.

Del mismo modo que sucede con los refranes, cada país cuenta con un importante bagaje de los llamados dichos populares. El DRAE define dicho término (valga la redundancia) como “palabra o conjunto de palabras con que se expresa oralmente un concepto cabal”, y también como “ocurrencia chistosa y oportuna”.

En España los dichos forman parte intrínseca de nuestra cultura tanto o más que los propios refranes, así que hoy vamos a intentar descubrir el origen de esas “ocurrencias oportunas” que han ido pasando de generación en generación.

Pulso

1.
 No dar el brazo a torcer: no cambiar de opinión, obstinarse en una postura, idea o decisión.

Seguro que alguna vez has utilizado o escuchado esta frase, pero ¿alguna vez has echado un pulso? Ya sabes, ese juego en el que dos contendientes ponen el codo de su brazo diestro sobre la mesa y gana el que tumba el brazo del otro. Pues de ahí, precisamente, viene este invencible dicho popular.

2.

Ser un culo de mal asiento: ser una persona inestable, que no lleva una vida ordenada y organizada o que cambia de trabajo y de aficiones continuamente. Vamos, que no se conforma con nada.

Todas las personas y algunas cosas tienen culo. En este caso, las posaderas se refieren a las vasijas de barro que, si estaban mal hechas, tenían unas protuberancias que las hacían oscilar sobre las superficies y muchas veces volcarse.

 

3.

Vísteme despacio que llevo prisa: no acelerarse, llevar a cabo las tareas lentamente para no cometer errores que dilaten su término.

Un dicho que tiene casi tantos “padres” como personas que lo conocen. Según las fuentes estaba Napoleón, Carlos III o Fernando VII siendo vestido por un lacayo novato sumamente nervioso. Como el pobre hombre no atinaba con las mangas y los botones, el gran hombre le dijo “vísteme despacio que llevo prisa”. Hoy por hoy, en esta acelerada sociedad del siglo XXI podríamos aplicarnos el cuento más de una vez ¿verdad?

¿Qué te parece? ¿Conocías el origen de alguno de estos famosos dichos?

Etiquetado:, , , , , , , , , , , , , , , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *