Escritura de las cifras: números ordinales

Para completar, repasaremos los ordinales, más complejos que sus familiares cardinales y que suelen provocar errores tanto de uso como de escritura.

Los ordinales expresan sucesión y orden, indicando el lugar que ocupa el elemento al que hacen referencia. La primera decena se usa frecuentemente, al igual que undécimo y duodécimo, pero hasta el cien su uso declina:

• vigésimo                               • sexagésimo

• trigésimo                               • septuagésimo

• cuatrigésimo                         • octagésimo

• quincuagésimo                      • nonagésimo

Los compuestos a partir de cien se escriben en palabras separadas: centésimo primero, cuadragésimo sexto, quincuagésimo vigésimo séptimo.

A partir de esas cifras es extraño encontrar en el uso común ordinales que hagan referencia a números de orden muy altos:

• ducentésimo                           • sexcentésimo

• tricentésimo                            • septingentésimo

• cuadringentésimo                   • octingentésimo

• quingentésimo                        • noningentésimo

– A partir de la tercera decena y hasta la centena es preferible escribirlos en dos palabras, aunque no es incorrecto hacerlo en una sola trigésimo segundo, trigesimosegundo (en este segundo caso pierde la tilde).

– Al escribir los ordinales con más de una palabra todos los términos han de concordar en género y número con el sustantivo cuadragésima cuarta edición. Mientras que si se escriben en una solo término, solo el segundo componente debe concordar cuadragesimocuarta edición.

– El ordinal primer, concuerda en género con el sustantivo al que antecede: primera vez; siendo primer vez incorrecto.

Partitivos o fraccionarios

Los números fraccionarios tanto si se usan como adjetivos o como sustantivos se escriben en una sola palabra. Los terminados en –avo no deben usarse como ordinales, salvo octavo y sus compuestos que sí es correcto. Es, por lo tanto, incorrecto, decir: quinceavo piso, dieciseisavo libro.

De los adjetivos solo medio puede variar de género: media sala. El resto, al concordar con la palabra parte, va siempre en femenino.

Números romanos

Del uno al diez son indistintamente ordinales o cardinales: siglo IV puede leerse siglo cuatro o siglo cuarto. No obstante, si se hace referencia a personajes históricos (reyes, emperadores, etc.) se usa generalmente el ordinal hasta el número X: Carlos III (Carlos tercero) y a partir de ahí se usan cardinales: Juan XXIII (Juan veintitrés).

Celebraciones

En los números inferiores a veinte generalmente se usan los ordinales: 4ª (cuarta) feria de turismo. Pero como indica la Nueva gramática de la lengua española, en la actualidad tiende a usarse el cardinal con el valor de ordinal: el 40 (cuarenta) aniversario del nacimiento podría escribirse el 40º aniversario o incluso el XXXX aniversario.

Etiquetado:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *