Familias lingüísticas: americana

En esta ocasión vamos a repasar las lenguas que forman la gran familia americana. Dividida en tres grandes grupos, hay discusiones sobre la forma de agrupar las subfamilias, como ocurre en otros casos en los que hay multitud de divisiones, dialectos y pequeños grupúsculos con pocos hablantes. Igualmente, estimar con precisión el número de lenguas y hablantes es complejo, pues muchas de las lenguas han desaparecido.

ESQUIMAL-ALEUTIANA:

Esta familia, que parece estar emparentada con la euroasiática, se distribuye por Alaska, Canadá y Groenlandia. Entre los idiomas que se engloban en ella podemos encontrar diversas lenguas esquimales. Aunque este término se desaconseja es comúnmente utilizado para referirse al conjunto de lenguas que hablan los distintos grupos étnicos (Inuit, Yupik, Yuit) y que se denominan de diferentes formas según su ubicación geográfica. Igualmente, encontramos lenguas como el sirenik, muertas tras la desaparición de sus hablantes.

Aunque hay diferencias, existen algunas características comunes compartidas por estas lenguas y sus dialectos. En su mayoría son idiomas polisintéticos con un elevado número de demostrativos, de adverbiales. Utilizan casos y un gran número de prefijos y posposiciones.

NA-DENÉ

Ubicada en Alaska y Canadá y algunos pequeños grupos aislados en EEUU reúne a unas 30 lenguas. La conforman el tlingit, el eyak, y la atabascana, cuyo más conocido exponente es el navajo. Algunos lingüistas incluyen en este grupo al Haida, aunque la controversia aun no se ha disipado.

Dentro de la subfamilia atabascana, quizá la más numerosa del continente en cuanto al número de lenguas que engloba, encontramos los varios idiomas hablados por los indígenas de norteamérica. Muchas de estas lenguas ya están en desuso, por que los grupos de hablantes han desaparecido o porque fueron absorbidas por otros dialectos. Las que pueden resultarnos más conocidas se engloban dentro del subgrupo de las atabascanas meridionales donde se incluyen el apache kiowa, el chiricaua o el navajo.

En estos idiomas abundan los sonidos velares, aspirados y laterales. También se observa la polisíntesis. La persona y el nº en los verbos se marcan con prefijos y el tiempo y el aspecto con sufijos. También hayay posposiciones.

AMERINDIA

Al igual que con los grupos anteriores, en esta subdivisión vamos a encontrar multitud de lenguas sobre las que solo hay datos aproximados y algunas reducidas a pequeños grupos de hablantes (de decenas de personas). No obstante, vamos a encontrar lenguas bastante conocidas dentro de este grupo, tanto en Centroamérica como en Sudamérica.

Las mayoritarias, por número de hablantes, son el quechua y el guaraní repartidos por Bolivia, Perú, Ecuador, Colombia, Argentina y Brasil. Otros idiomas importantes son el araucano, el aimará de Argentina, Bolivia y Perú, el maya y el nahuatl hablados en México y Guatemala, y las lenguas de los indios americanos: hopi, comanche, dacota, siux, cheroqui, chipegua o mohawk.

Estos son idiomas aglutinantes, con una gran diversidad en el número de vocales 3 a 10. Igualmente muchas son ergativas con afijos verbales.

Etiquetado:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *